Perdido en la contracorriente

1 enero, 2007 at 7:34 pm Deja un comentario

Te quedas con cara de imbécil, supongo, cuando descubres por casualidad que Fibi (o Fivi para aquellos que no pueden distinguir -pobres- una “b” de una “v”)* no existe porque no es así. Y en ocasiones te ríes cuando, días antes del examen de Diplomática, adviertes que has escrito mal Radikauskas, el apellido de un diplomatista importante, porque es Rabikauskas. Será por el principio: Rabi- recuerda a rabo y no cuadra con la terminación -auskas que tan buenos jugadores de baloncesto lituanos ha dado (En realidad sólo conozco a Macijauskas) Es normal. Una vez asimilado el error cuesta ver a esas personas que creías conocer con los mismos ojos porque han cambiado. Jamás volverán a ser las mismas.

Nunca he visto un episodio completo de Friends, y tal vez por eso no me afectó demasiado cambiar a Fibi por Phoebe. Hoy sigo sin saber distinguirla de Mónica y la otra [búsqueda en Google de “la otra”, la Jennifer Aniston, creo, ahora volvemos] Sí, Rachel. ¿Las razones de haberme mantenido al margen de todo un fenómeno mediático? Son muy simples: en primer lugar, en la época de la Frensmanía no tenía Canal +, y no me apetecía ver los episodios antiguos en abierto mientras los demás hablaban de los nuevos. Los demás son el segundo lugar: no soportaba las conversaciones casi multiorgásmicas entre los seguidores de la serie. ¿Has visto el episodio cuando…

  • Ros va a un programa de televisión?
  • Reichel y Mónica se enrollan?
  • Yogüi y Chandler hicieron eso tan gracioso?

No. Siempre me he mantenido al margen del pensamiento único, o al menos lo he intentado. Si es la serie más vista de la historia… ¿Estoy obligado a que me guste? Nunca lo sabré, así que prefiero quedarme con la frase, no sé si acertada, que alguien dijo alguna vez: 7 Vidas son/eran los Friends españoles, sólo que los episodios duran el doble. Bueno, a lo mejor la copia salió mejor que el original.

Luego está House, la serie que levanta la… audiencia de Cuatro martes tras martes a guarismos de televisión normal y veterana. Tampoco he visto un episodio entero, aunque esta vez no ha sido por culpa de prejuicios infantiles: Al coincidir con El Comisario, en mi opinión la mejor serie de televisión de la historia. Una lástima, porque seguramente el doctor me gustaría, aunque si lo mejor de la serie son las frases que suelta creo que me quedo con los zappings y el Yutub. Por economía intelectual más que nada.

Y por último hay que hablar de Perdidos. No tengo acceso al canal Fox, y no suele ver prácticamente nada de TVE, así que es lógico que no haya visto absolutamente nada de esa serie. Sin embargo, dan tanto por saco en Internet y en clase con los perdidos que he decidido, sin que sirva de precedente, darles una oportunidad. Faltan cerca de 600 MB para tener en mi disco duro la 1ª temporada completa.

Anuncios

Entry filed under: Televisión.

M & M Ataque preventivo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed


Calendario

enero 2007
L M X J V S D
     
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031  

Most Recent Posts


A %d blogueros les gusta esto: